icon-rss-large

www.invertirforex.com

Subscribirse al RSS |

El shadow banking

Publicado en diciembre 19, 2012

El shadow banking se compone de organizaciones que ofrecen el mismo tipo de líneas de crédito y servicios financieros como los bancos. A diferencia de los bancos comerciales, las entidades de un sistema shadow banking no están regulados y en la mayoría de los casos, estas organizaciones no tienen acceso a fondos gubernamentales o créditos proporcionados por el gobierno o los bancos centrales. Muchas empresas e inversores privados acuden al El shadow banking cuando los bancos convencionales imponen estrictos lineamientos de suscripción.

Los fondos mutuos del mercado monetario son un tipo de entidad financiera que opera dentro del El shadow banking. Al igual que otros fondos de inversión, los fondos del mercado monetario contienen una cartera de instrumentos de inversión diferente y estos activos son controlados por un gestor de fondos. Por lo general, estos fondos invierten en títulos de deuda a corto plazo, muchos de los cuales son emitidos por las sociedades anónimas cotizadas y privadas.

Estas entidades pagan intereses a los fondos, y los pagos de intereses son pasados a los accionistas en forma de dividendos. Muchas grandes empresas suelen pedir prestado dinero mediante la venta de títulos de deuda a los fondos mutuos en lugar de obtener préstamos de los bancos convencionales (lo invitamos a conocer más sobre las entidades bancarias siguiendo este enlace).

Riesgo de los prestamos con el shadow banking

Las empresas y personas con mal crédito a menudo no pueden pedir dinero prestado a los bancos comerciales. Estos prestatarios suelen acudir al shadow banking porque los inversores en este mercado están dispuestos a asumir un mayor grado de riesgo que los bancos. Muchas empresas de inversión son especializadas en la emisión de préstamos a prestatarios de alto riesgo, y luego agrupan miles de préstamos para crear fondos de inversión.

Los especuladores y otros inversionistas luego compran los bonos que están garantizados por estos fondos de inversión. Los inversionistas mitigan los riesgos al exigir mayores tasas de interés que los bancos, sobre todo porque los prestatarios en el shadow banking están dispuestos a pagar estas tasas debido a la falta de opciones más asequibles.

En algunos países, las entidades patrocinadas por el gobierno toman un papel activo en el sistema de shadow banking. Por lo general, estas entidades tratan de estimular el mercado de la vivienda mediante la conversión de conjuntos de hipotecas aseguradas por el gobierno en valores negociables. Los inversores a menudo pueden generar mayores niveles de rentabilidad por la inversión en estos títulos de deuda en lugar de depositar fondos en los productos bancarios tradicionales.

Los reguladores de valores en muchos países son responsables de asegurar que los fondos de inversión y otras entidades del sistema shadow banking revelen información importante para los inversionistas, tales como los tipos de instrumentos que se mantienen dentro de un fondo en particular. A pesar de estas revelaciones, los reguladores no son responsables de proteger el principio que los inversores utilizan para comprar los títulos.

Por el contrario, los reguladores bancarios de muchos países deben asegurar que los bancos siempre tengan fondos suficientes en efectivo para asumir las responsabilidades pendientes. Por lo tanto, los prestatarios e inversionistas dentro de un sistema de shadow banking están expuestos a mayores niveles de riesgo que los clientes de los bancos convencionales.